“Me siento holandés”

El argentino de 24 años representará a Holanda en el Mundial de La Haya y en el primer partido enfrentará a la Argentina: “Son candidatos a sorprender a muchos equipos. Nadie quiere empezar un torneo contra Argentina”, reveló.
 
Por Carolina Cabella
 
Valentín Verga nació en Buenos Aires, en 1989. Su vida siempre estuvo ligada al hockey sobre césped. Su padre, Alejandro, ex delantero de Gimnasia y Esgrima,  representó a la Argentina en los Juegos Olímpicos de Seúl 1988. Hasta sus primos, Matías y Lucas Cammareri dejaron su huella en el club de Palermo y en la Selección nacional. 
 
Como consecuencia de la crisis política y financiera que sufrió Argentina a finales de 2001, su familia decidió mudarse a Holanda, donde su padre podría vivir como entrenador de hockey. Valentín tenía 12 años y la adaptación al principio fue “difícil porque no hablaba holandés. Pero en un año aprendí el idioma y a partir de ahí las cosas se me hicieron más fáciles”. 
 
A pesar de la barrera del idioma, Verga trasladó su pasión por el hockey al club Almeerse HC, y luego pasó al Amsterdam, donde juega actualmente. Rápidamente logró posicionar su nombre en los seleccionados juveniles de Holanda, una de las potencias mundiales: “Debuté en una Selección a los 15 años; a los 17, jugué un Mundial Junior en Malasia, y a los 18, ya integraba la Selección mayor, con la que disputé mi primera Copa del Mundo en Nueva Delhi, India, con apenas 20 años”.
 
Cuatro años después, jugará su segundo Mundial, pero esta vez, en su casa. “Jugar un Mundial en Holanda va a ser tremendo. Hay mucha organización y va a ser un evento gigante. Nosotros tenemos la presión de ganar, siendo Holanda siempre hay que tratar de ganar”, destacó el ganador de la medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Londres 2012.
 
“El equipo está muy bien. Tuvimos un muy buen Juego Olímpico y después una buena Copa europea, donde salimos terceros, y este año ganamos la Liga Mundial. Físicamente el equipo está bien. Así que, en general estamos bien, pero sabemos que es un torneo muy duro”, analizó el volante, quien en diciembre se operó del menisco de la rodilla, pero “ahora estoy bien físicamente y con confianza”.
 
El primer partido del Mundial es contra Argentina. ¿Qué significa para vos jugar contra ellos?
Es especial porque es el país donde viví ocho años, pero no siento nada por Argentina como país. Siento más por la gente que conozco y que vive ahí: familiares, amigos, jugadores que me conocen desde que tengo seis años. Yo me siento holandés, vivo hace 12 años acá. Pero siempre es especial enfrentar a Argentina y más ahora que mi tío y mis primos están en el cuerpo técnico de Retegui, como médico y kinesiólogos. 
 
¿Cómo analizás el rendimiento de Argentina en los últimos meses?
Me gustó mucho cómo jugaron en la Liga Mundial. Cambiaron la manera de jugar, me parece más europea y tienen jugadores que individualmente son excelentes como Agustín Mazzilli,  Lucas Rey, Lucas Vila y Matías Paredes. Siempre juegan con el corazón y para mí, son candidatos a sorprender a muchos equipos. Nadie quiere empezar un torneo contra Argentina, va a ser un encuentro muy duro.
 
Fecha de nacimiento: 7/10/1989 (24 años)
Trayectoria: Gimnasia y Esgrima, Almeerse HC, y Amsterdam
Posición: Mediocampista
Logros: Medalla de plata en el Champions Trophy de 2011 y 2012, medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Londres 2012, primer puesto en la Liga Mundial de 2013.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *