fbpx
BásquetDeportes

La clasificación olímpica femenina, un verdadero dolor de cabeza

Las Gigantes iniciarán la búsqueda de un boleto a Tokio 2020 en la FIBA AmeriCup de Puerto Rico. Sin embargo, necesitarán atravesar otras dos instancias para ser olímpicas.

El básquet argentino ya tiene presencia asegurada en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. El Alma logró el boleto al certamen multi-deportivo tras ser el subcampeón y el mejor representante americano en el Mundial de China.

Sin embargo, Argentina no se conforma y quiere más. Tras la obtención del Sudamericano de Tunja, el equipo femenino quiere hacer historia y lograr su primera presencia olímpica en la capital japonesa. Para lograrlo, deberá atravesar un camino excesivamente complejo.

Todo comenzará el próximo domingo 22 de septiembre, cuando inicie la FIBA AmeriCup de San Juan Puerto Rico, 2019. A diferencia de otras épocas, cuando el certamen continental daba un boleto para el elenco campeón y otros tres a los repechajes mundiales, el torneo otorgará ocho tickets para un preolímpico. Para hacerse con uno de estos, el conjunto dirigido por Leo Costa, que integrará un Grupo B duro junto a Estados Unidos, Brasil, Uruguay y Paraguay, sólo necesitará evitar el último lugar de la zona.

Artículos Relacionados

Pero, el problema inicia inmediatamente después. Tras la FIBA AmeriCup 2019, en pleno inicio de temporada regular 19-20, más precisamente en noviembre de este año, se desarrollará un preolímpico americano con los ocho seleccionados clasificados. La competencia tendrá dos grupos de cuatro equipos y aquellos que logren meterse en las semifinales sacarán un boleto. ¿A Tokio? No, a un preolímpico internacional.

Increíblemente, los cuatro equipos americanos que logren superar las dos instancias continentales deberán competir en un certamen global que se desarrollará en febrero del 2020. El torneo reunirá a 16 equipos (4 de América, 4 de Asia-Oceanía, 2 de África y 6 de Europa), dividiendo a los elencos en cuatro grupos de cuatro equipos. Aquellos que logren terminar en el podio de esas zonas podrán, finalmente, acceder a los Juegos Olímpicos (viernes 24 de julio al domingo 9 de agosto del 2020).

¿No era más fácil dar los cuatro boletos en la AmeriCup? ¿Por qué se hace un preolímpico americano inmediatamente después de otro torneo del mismo continente? ¿No era más conveniente que todos los continentes tengan, al menos, un boleto directo a los Juegos y que luego haya un preolímpico internacional con doce equipos? Son todas preguntas a las que FIBA responde señalando que, de esta manera, se favorece el desarrollo del deporte en el mundo, como que también permite el crecimiento de los equipos.

¿Algo más? Sí. El sistema de clasificación al Mundial Femenino del 2022 es idéntico.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior