fbpx
Deportes AdaptadosNoticias

“Estuvimos a cuatro días de no viajar”

El dueño de estas palabras es uno de los integrantes de los Topos. Podría ser cualquiera de sus jugadores o del cuerpo técnico. En este caso, el nombre propio es un detalle. Lo importante fue la cadena de sucesos que se dieron, casi por arte de magia, y le permitieron al seleccionado argentino de básquet para sordos viajar para disputar el Mundial.

El esfuerzo, las ganas y esa pizca de fortuna que siempre se necesitan le dieron una mano al equipo que, tras una gran actuación, finalizó en la sexta posición.

El plantel estaba concentrado en La Plata, todavía sin saber si iban a viajar a Polonia para jugar el Mundial, cuando llegó la buena noticia. La empresa minera Pan American Silver Argentina de Chubut ofreció los 17 pasajes gracias a la buena gestión de Andina Planner. El sueño, entonces, se convertía en realidad.

El entrenador Ariel Britos confesó que nunca la había pasado tan mal en la previa de un Mundial. “Los pasajes no estaban y el tiempo se acortaba. Hicimos rifas y recibimos donaciones. Además de ser un seleccionado está claro que también funcionamos como una familia”, explicó. Lo que no dijo fue que tuvo que vender su vehículo para costear gastos.

Artículos Relacionados

Así, con un buen plantel, “el mejor de la historia”, para el DT, Argentina desembarcó en Polonia casi sobre la fecha límite. Otra vez tuvo que aparecer Pan American Silver Argentina para ofrecer dinero para el cago de gastos de estadía y credenciales. También Universal Assistance para hacerse cargo de los seguros, y un importante aporte de las municipios de Santa Fe y Chivilicoy.

A la hora de jugar, los Topos no dejaron dudas. En el debut ganaron el partido que había que ganar: 75-66 frente a Turquía. En la segunda presentación, fue un cómodo 90-73 contra Italia, equipo del que poco se sabía. Rusia le puso freno al envión argentino con un 83-76, que dejó a la Argentina en el segundo puesto del Grupo A.

En los cuartos de final, Argentina sufrió la potencia de Ucrania (87-60), que obligó a los Topos a jugar por la ubicación del quinto a la octava posición. Con garra y determinación, se le ganó un partido para el infarto a Grecia (84-83), y en el duelo por el quinto puesto faltó muy poco para dar el golpe ante los locales. La derrota (106-96) no empañó la excelente campaña del equipo nacional. El mismo que estuvo a solo cuatro días de no viajar.

Los jugadores: Juan Aude; Joaquín Faber; Fabio Fernández; Germán Ferreyra; Facundo Herrero; Andrés Montero; Nicolás Montero; Jeremías Pérez; Manuel Perticarari; Marcos Raffin; Joaquín Reyna y Carlos Valdovinos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mirá también
Cerrar
Volver al botón superior