fbpx
AtletismoCiclismoGeneralesGolfNoticiasPesas

El deporte y el dolor de espalda

Hay ciertos deportes que por diferentes motivos se asocian al dolor de espalda. Conocé cuáles son y de qué forma se puede evitar.

La realización de deporte tiene múltiples resultados positivos para todos como es la salud, mejora del estado de ánimo y del placer.

Cuántas veces escuchamos que después de hacer deporte alguien dice que le duele la espalda. Esto tiene diferentes causas y consecuencias, a continuación los deportes donde en mayor medida se sufren dolores.

Cualquiera sea el deporte puede dar de un mínimo a un máximo de tensión vertebral. Por este motivo es esencial tener una columna fuerte y con flexibilidad.

En primer lugar hay que definir el dolor: es una señal nerviosa que indica que algo no está bien. El dolor puede ser agudo o sordo. Puede ser intermitente o ser constante. Puede ser localizado o en todo el cuerpo.

El dolor puede ayudar a diagnosticar un problema. Sin dolor, podría lastimarse gravemente sin saberlo o no darse cuenta de que tiene un problema médico que requiere tratamiento. En muchas ocasiones se puede disminuir el umbral aunque eso no es equivalente a la curación.

En el ciclismo pasa que si bien se trabajan los músculos de las piernas no ocurre lo mismo con el tronco. Flexionar la columna lumbar hacia delante mientras se arquea la parte superior de la espalda por largos períodos puede sobrecargar los músculos de la espalda y el cuello. El ciclismo de montaña en superficies irregulares puede causar sacudidas y compresiones repentinas en la columna vertebral. Por eso es recomendable tener una bicicleta que sea cómoda para quien practique el deporte, una bicicleta más recta puede tener menos presión sobre la región lumbar y el cuello; y las bicicletas inclinadas ponen menos presión en su cuello y espalda.

En atletismo los que más padecen las consecuencias son los discos y las articulaciones pequeñas porque se dan sacudidas repentinas y repetitivas. Para que esto no ocurra debe tomarse en cuenta: evitar correr sobre superficies de concreto y desiguales, usar zapatillas de alta calidad con buena amortiguación, tener una postura correcta para correr y siempre realizar el calentamiento.

En el tenis donde más movimientos realiza la espalda y donde más errores posturales hay es en el saque, frenar de golpe y querer arrancar repentinamente. Para reducir la tensión en la espalda se debe doblar las rodillas y mantener la tensión en los músculos abdominales.

En el levantamiento de pesas se da que es uno de los deportes que mayor esfuerzos le da a la columna. Las personas que son de mediana y avanzada edad deben tener mayores cuidados porque los discos de la columna pueden secarse, volverse más delgados y frágiles con la edad. ¿De qué manera se pueden evitar las lesiones? Haciendo primero un ejercicio aeróbico y estirando los músculos de la espalda, hacer repeticiones en lugar de aumentar el peso si el objetivo es desarrollar fuerza y aprender las técnicas de levantamiento adecuadas de alguien que esté bien entrenado.

El golf se trabaja con una gran rotación de la columna por lo que pone tensión sobre los músculos, los ligamentos, las articulaciones y los discos de la columna. Las recomendaciones son: trabajar la mejor técnica para evitar los dolores, entrar en calor y estirar los músculos de su espalda y parte superior de las piernas antes de empezar una ronda; y agacharse con las rodillas para tomar la pelota del suelo.

En el caso de que regularmente padezca de dolores de espalda se recomienda la realización de pilates, natación terapéutica y yoga siempre con acompañamiento de especialistas para no forzar los músculos y que en vez de encontrar una mejoría, ocurra todo lo contrario.

Foto: Martín Waichman.

Deja un comentario

Mirá también
Cerrar
Volver al botón superior