fbpx
Beach VolleyNoticias

Amieva: “El deporte me hizo madurar mucho”

Así lo expresó Juan Bautista Amieva Tarditti. Mendocino, oriundo de Tunuyán, que el pasado 29 de febrero celebró su cumpleaños veintidós.

Por: Lucas Zampino

El joven jugador de la selección argentina de beach volley, Bautista Amieva, tuvo un alto en La Rioja (donde se encuentra jugando la Liga Federal A con Tunuyán) para repasar los mejores momentos de su corta pero fructífera carrera deportiva. Estudiante de programación, entrena en su Tunuyán natal buscando la mejor puesta a punto para este 2022.

Para agregar un poco de color, ¿cómo es cumplir los años un 29 de febrero? ¿Cuántas veces lo tuviste que explicar?

Artículos Relacionados

Es un poco molesto, no voy a decir que no. No le doy mucha importancia a mi cumpleaños, y prácticamente cumplo dos veces, porque me saludan ambos días. Siempre me preguntan qué día lo festejo, pero como siempre estoy de viaje, nunca lo hago. Así que esa explicación es la que les doy.

¿Cómo llegaste al vóley tanto indoor y playa? Si te lo proponen, ¿volverías al indoor?

En Tunuyán es muy importante el vóley, de ambas disciplinas, tanto beach como indoor. Hay muchos jugadores en nuestra ciudad, que llevan de la mano ambos deportes. Mi papá fue mi entrenador desde muy chico, así que prácticamente nací con una pelota de vóley, y esa ha sido toda mi vida.

Jugar indoor no tengo problema, me gusta. Es más, justo ahora estamos en La Rioja con Tunuyán, compitiendo en la liga federal A.

Definite como jugador de vóley y persona. ¿En que te cambió el deporte?

Hablando de ambos aspectos me diría que soy un jugador y persona tranquila. Siempre trato de que las emociones no me controlen y yo manejar la situación. El deporte me hizo madurar mucho, en todos los aspectos, empecé a viajar desde muy chico, y tener que resolver los problemas por mí mismo.

¿Practicaste otros deportes previo al vóley o ya de chico siempre supiste que te ibas a dedicar al vóley?

De chico si hice más deportes a parte del vóley. Mi viejo era entrenador y mi familia toda se dedicaba al vóley. Era más que obvio que yo iba a seguir ese mismo camino. De chico me dejaban hacer los deportes que yo quería para también no querer saturarme. Iban con mis deportes pero me empujaban diciendo “mirá que linda es la pelota de vóley” y así. Era como que “si, hace los deportes que quieras” pero me mostraban todo lo lindo del vóley. Obviamente después lo terminé eligiendo. Iban muchos amigos míos así que también iba por la amistad, ya que se había armado un lindo grupo. Por eso también lo seguí. Después terminé haciendo una carrera profesional, que en un principio nunca lo pensé, pero empezó por un amor, después por amistad, familia, y terminé donde estoy ahora.

¿Admirás a algún deportista ya sea dentro del vóley o cualquier otra disciplina?

No tengo mucha admiración por algún deportista de por sí. Si obviamente creo que como todos lo dicen, el tema de Cristiano Ronaldo, lo dedicado que es al deporte y todo eso. Pero yo al ser argentino tengo un fanatismo por Messi, que no diría que lo tengo como ídolo, de decir quiero su carrera, sus pasos, no tengo a nadie tan así. Partido que tiene lo veo, foto que sube la veo, me encanta.

¿Qué dejaste en el camino para llegar a la Selección?

Muchas cosas. Pero la verdad de ninguna me arrepiento de haber dejado

. Para hacer la carrera que hice yo de chico hubo muchas cosas que dejé de lado. Me fui a vivir muchas veces lejos de mi casa para seguir en el deporte. Obviamente teníamos torneos, de beach, de indoor, de lo que sea. Salíamos a competir, entonces había días que no estábamos en nuestras casas, y capaz que había un cumpleaños de algún amigo, salían de fiesta a la noche y yo dejaba todo eso de lado. Después me terminé asentando más en lo mío y seguí en el deporte. Dejé también mucho de lado a mi familia, mis amigos. Estuve viviendo en Mar del Plata, en Rosario, pero nada de lo que me arrepienta.

¿Qué significa participar de en Juegos Olímpicos? ¿Soñás con el de los mayores?

Fue un sueño. Tuve la suerte de que me coincidiera la edad para los juegos de menores. Fue para lo que empecé en la selección. Me llamaron para las concentraciones que por suerte fui quedando, fui mejorando. Representamos a Argentina y la representamos bien porque tuvimos muy buenos resultados. Ganamos medallas, nos subimos a podios. Y por suerte en Buenos Aires lo pudimos cerrar con la medalla de bronce. Y obviamente creo que todo deportista sueña con estar en los Juegos Olímpicos de mayores, que es para los que se dedican al deporte, llegar a eso, como a la máxima competencia. Así que es por lo que sigo, y la verdad que me encantaría poder llegar a eso.

¿2018 y 2021 fueron los mejores años de tu carrera? ¿Qué diferencia podés encontrar entre ambos años?

Yo creo que sí. El 2018 y el 2021 fueron los mejores años. Si bien en los otros también hubo competencias donde conseguimos resultados, el haber sacado la medalla de bronce en Buenos Aires el 2018 y después en el 2021 el haber clasificado a Tokyo, y ganar una medalla de World Tour, la verdad que se podría decir que fueron las competencias más importantes y pudimos meter un buen resultado.

¿Qué te dejó Cali? ¿Superaron la participación o pensás que fue justo?

Cali obviamente es una competencia más representando al país. Viajando con el comité que eso siempre es hermoso. Pero la verdad que no, quedó con gusto a poco. Nosotros íbamos en búsqueda de una medalla que era para lo que nos habíamos preparado, y lo que queríamos, y tuvimos una mala pasada con el cruce porque nos termina tocando Brasil en el pase a semis, que hicimos un partidazo. Y terminamos quedando afuera por dos puntos no más y después Brasil fue campeón. Es como que te queda el gusto de decir “podríamos haber ido a la final, capaz que en la final sí le ganábamos, podríamos haber estado ahí” y tuvimos la mala leche de cruzarnos ahí. Es algo que ya pasó, trato de no pensar mucho en eso, pero obviamente la frustración esa está, porque íbamos con la ilusión, nos habíamos preparado con todo para ir a ganar la medalla y no pudimos ni jugar la semifinal.

¿Qué enseñanza te deja los tiempos que corren?

Yo creo que la enseñanza que nos deja es el valorar lo que tenemos. Dejamos de tener muchas cosas que antes pensábamos que era común. Y no le dábamos mucha importancia. Y ahora que no lo tenemos creo que sí, o al menos yo.

Por último, ¿qué objetivos te planteás a corto y largo plazo?

La verdad que ahora hay incertidumbre en la Selección. Yo lo primero que quiero es formar una dupla, que es lo que queremos a hacer con Leo Aveiro. Queremos formar dupla nosotros y empezar a competir. Quedar entrenando en Tunuyán, agarrar mucho nivel con los otros dos chicos que están que son Ramiro Sancer y Maciel Bueno, que podemos entrenar los cuatro a muy alto nivel. Y competencia que tengamos salir a conseguir resultados, porque eso también nos va a dar mucho apoyo y visión. Así que eso es lo queremos. Formar una dupla firme entre nosotros dos y de ahí salir a competir, hacerlo de la mejor manera, y más todavía representando a Tunuyán que los dos somos de ahí.

La carrera de Bautista Amieva:

En 2017 fue medalla de oro en los Juegos Suramericanos de Playa de Santiago (Chile). Junto a Mauro Zelayeta, con quien compartió la mayoría del circuito, vencieron en la final a los brasileros Gabriel Pisco y Gabriel Zuliani. Completaron el podio Gonzalo Melgarejo y Jorge Riveros de Paraguay.

El 2018 sería el año dorado con dos grandes participaciones, siempre con Zelayeta. En los Juegos Olímpicos de la Juventud de Buenos Aires, jugado en el Parque Verde de Palermo, ganaron la presea de bronce sobre los búlgaros Artur Hajos y Bence Attila Streli por un doble 21 a 15 (Aquí el oro lo obtuvo Suecia con David Ahman y Jonatan Hellving; y la plata Holanda con Yorick de Groot-Matthew Immers, sus verdugos en semis).

Telam

Y el otro gran paso por dicho año fue el cuarto puesto conseguido en el Mundial U19 de Nanjing, China. Llegaban a semifinales con cuatro victorias y una derrota. Allí se encontraron con los alemanes Lukas y Filip John con quienes cayeron por 2 a 1 (16-21, 21-10 y 9-15). Luego, en el duelo por el tercer lugar, no pudieron ante el binomio ruso compuesto por Alexey Gusev y Pavel Shustrov.

Amieva tuvo en el 2021 como otro gran año. Fue parte de la clasificación argentina a los Juegos Olímpicos de mayores de Tokyo 2021 (donde fueron Nicolás Capogrosso y Julián Azaad).

Además, con Tomás Capogrosso, realizaron una gira por Europa (en el circuito mundial) como parte de la preparación para los Juegos Panamericanos Junior de Cali que se iban a disputar a fin de año. Por el viejo continente, fueron bronce en Apeldoorn, quintos en Varsovia y caída en Ronda de 12 en Nijmegen.

Sobre el final del 2021, en Colombia se cayeron en cuartos de final ante Brasil Rafael Andrew Lima de Carvalho-Renato Andrew Lima de Carvalho por 2 a 1 (21-11, 20-22 y 17-15).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mirá también
Cerrar
Volver al botón superior