fbpx
NoticiasTenis

El retorno de Andreozzi

El bonaerense fue finalista en el Challenger de Biella, en busca de volver a su mejor nivel tras un largo parate. Buena semana también para Collarini y Leo Mayer.

Durante todo el 2020, Guido Andreozzi tuvo que estar afuera de las canchas, recuperándose de una operación en el hombro. Recién en este 2021 pudo volver a jugar, aunque lógicamente, sin conseguir resultados rápidamente. Esta pasada semana, en Biella, finalmente pudo acercarse al nivel que en algún momento lo llevó a estar en el puesto 70 del ranking, superó la Qualy y accedió a una final luego de un año y 8 meses.

Tras superar la etapa clasificatoria sin dejar un set, venció a Pietro Rondoni y a Tomás Barrios Vera, Guido continuó con su racha hasta alcanzar la final. Venció al belga Kimmer Coppejans 6-2 y 7-5, nuevamente al chileno Barrios Vera (entró como LL) por 3-6, 6-3 y 6-3, al británico Jay Clarke por 3-6, 6-3 y 7-5 en un partido durísimo, y a su compatriota Andrea Collarini, también de gran semana, por 7-5 y 6-2. En el partido por el título, a pesar del buen nivel que venía mostrando, casi no pudo competir ante un Juan Pablo Varillas que estuvo intratable, y se llevó el trofeo ganando por 6-3 y 6-1. Aún así, una semana más que positiva para Guido, que vuelve al Top 200, y le deja buenas sensaciones de cara al resto de la temporada.

Además de Andreozzi y Collarini (quien tuvo grandes victorias ante Hugo Dellien y Federico Gaio en su camino a semis), también tuvo una semana positiva Leonardo Mayer en el torneo italiano. Luego de un par de meses fuera del circuito, y lejos de su mejor nivel, el Yacaré logró meterse en cuartos eliminando a Luca Vanni y a Mackenzie McDonald, para luego perder ante el francés Alexandre Muller por 6-3 6-4. Aún así, importante para el correntino haber vuelto a la victoria tras 3 meses, logrando recién su cuarto triunfo en el año. Juanma Cerúndolo, por su parte, se despidió en primera ronda tras caer 3-6, 6-4 y 6-3 ante McDonald.

En el otro Challenger de la semana, que se disputó en Praga, República Checa, sólo Renzo Olivo dijo presente en el cuadro principal (Tomás Etcheverry y Sebastián Báez cayeron en la qualy). El rosarino debutó con triunfo 6-4 7-6 sobre el austríaco Dennis Novak, cuarto preclasificado, pero cayó en segunda ronda ante el neerlandés Tallon Griekspoor, por 6-3 7-6.

También en el circuito ITF hubo acción para los argentinos, aunque sin resultados muy destacados. En el M15, Juan Pablo Paz logró vencer a su compañero de dobles, Juan Ignacio Galarza, por 6-4 6-2, pero cayó en segunda ronda ante el brasileño Matheus Pucinelli de Almeida (luego campeón), por 6-3, 4-6 y 6-1. Lo mismo le sucedió a Thiago Cigarran, que tras vencer 4-6 6-4 6-2 al italiano Alessandro Ingarao, cayó por 6-1 y 7-5 ante el estadounidense Oliver Crawford, y a Mariano Navone, que cayó 6-7 6-3 6-3 ante Carlos Sánchez Jover, tras vencer 6-4 y 6-4 al rumano Vlad Andrei Dancu. Alex Barrena, por su parte, cayó en primera ronda.

En el M15 de Monastir, por último, los 2 argentinos que estuvieron presentes en el cuadro principal se despidieron en su debut: Guido Justo cayó 6-1 6-1 ante el japonés Takashi Saito, mientras que Mariano Kestelboim fue derrotado por el ruso Alibek Kachmazov, por 1-6, 7-6 6-3.

Foto: AAT

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mirá también
Cerrar
Volver al botón superior