fbpx
Esquí NáuticoNoticias

Terhi Gisler: “Con perseverancia y con esfuerzo se puede llegar lejos”

La joven esquiadora acuática está celebrando su natalicio número 21. “Al final un sacrificio es algo como que uno pierde, y uno lo hace porque quiere”, manifestó entre otras cosas en una extensa entrevista con AAD.

  • ¿Cómo nació tu vínculo con el esquí náutico?

Eso viene de familia. Mi papá (N.deR.: Larry) es mi entrenador y mi abuelo (N.deR: Luis) partió con todo. Llegó a ser presidente de la federación argentina y después enseñó a sus hijos, mi papá a sus hijos y acá estamos.

  • ¿Algún integrante de tu familia sigue tus pasos?

Tengo a mi hermano, de 15 años que es Erich Gisler que también está compitiendo y pertenece hoy en día al equipo de Argentina de esquí acuático. Esto nació de mi papá, Larry Gisler que fue campeón argentino durante muchísimos años, y hoy me lo traspasó a mí y a mi hermano.

  • ¿Cómo es tener de entrenador a tu papá?

Es bien difícil porque al final cuesta mucho como poder llevar un padre de un director técnico. Al final una cosa es entrenar al lado con tu DT y otra cosa es cuando vas a tu casa está tu DT y es complicado. Porque al final también como padre él te exige mucho más y quiere lo mejor para ti pero a veces uno también no puede. Porque uno no le sale el truco, o no funciona, pero siempre claramente están sus peleas fuertes como todos. Pero la verdad es que se sabe llevar. De alguna manera siempre nos terminamos arreglando. Al exigirte más, uno trata de cumplir y de ser mejor, y al final eso es lo que genera como una competitividad sana.  

Artículos Relacionados
  • ¿Salto, Slalom o Trucos? ¿Cuál creés que es tu fuerte?

Mi fuerte vendría a ser cien por ciento salto. Y sino el overall. Overall es como una cuarta disciplina que se genera cuando haces las tres. Entonces por ejemplo cada disciplina le suma ciertos puntos al overall. Como “overallista” que somos, nos cuesta bastante destacar una disciplina en particular. Podemos destacar en una como en mi caso como por ejemplo el salto, porque al final hay gente que por ejemplo es especialista y solamente hace una disciplina, o dos. Pero cuando claramente son overalistas se compite parejo. Entonces diría que sí, mi overall es mi fuerte, pero si tuviese que destacar una de esas tres, vendría a ser el salto.

  • ¿Qué características te definen como esquiadora dentro y fuera del agua?

Por sobre todas las cosas soy súper perseverante. Cuando tengo una meta soy como los caballos. Al final como que lucho, lucho, hasta alcanzarlo. Honestamente no me considero una persona talentosa, pero si considero que con perseverancia y con esfuerzo se puede llegar lejos.

Es importante el compromiso que uno le tiene que tener al deporte en el cual es súper fácil, descolgarse. Porque uno ve en televisión sólo la parte linda de los deportistas, cuando están arriba y se ganan las medallas. Pero por detrás de todo eso hay un trabajo enorme, hay sacrificios, hay llanto, hay risas. Y sobre todo es claramente el compromiso que uno lo tiene que tener al deporte. Y como que, si uno quiere, puede.

  • ¿Cuándo te llegó el llamado para incorporarte al seleccionado argentino? ¿Te acordás el momento? ¿Algún familiar es argentino y si costó aceptar la propuesta?

Mi papá es argentino. Yo tengo tres decisiones grandes que he tomado y las mejoré. Me abrió muchísimas puertas. No puedo decir nada con respecto a la familia que tengo en Argentina. Me recibieron como si fuese una más del equipo. Nunca se me miró de menos que tuviera doble nacionalidad ni nada. Y siempre fueron muy acogedores. En base a eso es que estoy eternamente agradecida con la Argentina en ese sentido.

Me acuerdo de la noticia que fue de las mejores que he tenido en mi vida por lejos. Era por 2012. Fui a competir un nacional, me hice amigas que hasta el día de hoy conservo. Argentinas también. Después del torneo fuimos a comer con mi familia y mi papá me dice que claramente había logrado entrar al equipo, que estaban súper felices de tenerme. La felicidad y el orgullo de ese momento no se compara con nada.

De izq a der: Violeta Mociulsky-Paloma Giordano-Terhi Gisler
  • ¿Cómo es tu planificación cuando se avecina alguna competencia?

La verdad que cuando hay una competencia lo más importante es la mente. Porque uno en el entrenamiento puede hacer muchas cosas. Pero cuando está en la competencia es la mente que hay que tener súper fuerte. Esto es un deporte como todos los que son cien por ciento mentales. Ya no es entrenar como querer ser mejor. Es un entrenamiento súper focalizado de alguna manera, donde se trabajan pequeñas cosas y uno tiene rutinas distintas. Cada vez mente de tiburón, en el cual tienes que ser súper fuerte porque te estás preparando para ese evento súper importante.

  • ¿Qué te dio el esquí? ¿Soñás con verlo en los Juegos Olímpicos?

El esquí ha sido de los mejores regalos que me han llegado. El ser deportista te genera una disciplina totalmente distinta a la cual creo que todo el mundo hubiese querido seguir esos pasos. Fuero del esquí creo que fue la familia que pude lograr en Argentina, donde yo sé que si me pasa cualquier cosa, al final yo cuento con cada uno de ellos. Tengo un equipo súper bueno y sé que me apoya.

Y es el sueño de todo esquiador verlo en los Juegos Olímpicos. La verdad que si se lograra sería un sueño hecho realidad. Creo que lo vamos a lograr, pero pasito a pasito. El esquí totalmente se merece un cupo y espacio en los Juegos Olímpicos.

  • ¿Si tuvieras que elegir otro deporte totalmente distinto, con cuál te quedás y por qué?

El esquí no lo cambiaría por nada. No me arrepiento bajo ningún punto de vista del deporte que hago. Me encanta y me apasiona y vivo hoy día por mi deporte. Pero si tuviese que elegir uno, yo creo que elegiría el surf. Siempre mezclada y metida en el agua, también lo surfeo, me encanta y es un deporte que me apasiona.

  • ¿Admirás a algún deportista? Ya sea del esquí, o no.

Hay dos personas a las cuales admiro mucho. En primer lugar, está Tomás González, que es un deportista chileno de gimnasia artística. Tiene una historia bastante ruda de alguna manera. Él era gimnasta y lamentablemente no venía de una situación económica buena. Logró salir adelante y formarse como deportista al haber hecho lo imposible para salir adelante.

Otra deportista que admiro es Simone Biles, medallista olímpica de gimnasia. Tiene una historia bastante trágica. Se crió con sus abuelos (en la localidad donde vivía era súper pobre y había mucha droga) y ella por cosas de la vida gracias a la perseverancia de querer ser mejor y llevar su vida hacia adelante está donde está. Eso es súper destacable de ella.

  • ¿Sos de charlar con colegas sobre los aspectos a mejorar?

Por supuesto. Eso se da mucho cuando sales del agua y te dicen “mira me pareció esto” “tenías que subir un poco más la cadera” “estás dejando largo” “estás dejando corto”. Siempre nos ayudamos. Es importante que siempre queremos lo mejor para el otro. Entonces el ayudarse entre nosotros es fundamental.

  • ¿Qué haces cuando los resultados no aparecen? ¿Algún truco, cábala, reto, motivación?

Cuando los trucos y las cosas no aparecen es súper frustrante. Ya sea cuando te va mal en una competencia y entrenaste todo el año para la competencia. Viajaste, estás allá, te fuiste al otro lado del mundo y no lograr lo que uno quería es súper frustrante. Cuando estás entrenando, tratas, tratas y tratas y no te sale. Se pone de mal humor, a llorar. La frustración es grande porque son muy pocas personas las cuales entienden el sentimiento. Por ejemplo, si te vas a un torneo, y no te va como uno quiere, cuesta. Es mucho más fácil decirlo que hacerlo, pero al final es cerrar la página y decir viene otro campeonato, hay que seguir entrenando, hay que salir adelante, pero por sobre todo nunca darse por vencido. Porque una mala competencia, es una mala competencia, pero no quiere decir que la siguiente también lo sea. Uno a veces tiene competencias en las cuales le va muy mal y después entrena, entrena y tienes una competencia siguiente que te va increíble. Ahí es cuando se paga todo el esfuerzo, los momentos y el orgullo cuando uno está ahí arriba y le va bien, no se paga con nada. Es impagable ese sentimiento. Lo que toca cuando no te sale un truco, o entrenaste mal, es parar, pensar, ver que estoy haciendo mal, que estoy haciendo distinto.

Cuando logras estar solo en la tierra, lo que yo personalmente hago es que veo muchos videos del truco, de lo que estoy haciendo. Pido que me graben, veo mucho mi video para saber cómo corregirlo, y luego también veo como el mismo truco de alguien que por ejemplo si le sale. Entonces trato de ver que hace él o ella distinto a mí para que si le funcione y así de alguna manera ir mejorando.

  • ¿Es un deporte difícil de aprender? ¿Cuál creés que es tu fuerte –slalom/figuras/salto? ¿Cómo ves a Argentina?

No considero que sea un deporte difícil de aprender para nada. Si me comparo hasta con el surf, el esquí es mucho más fácil y con un buen entrenador si se puede llegar lejos. Es súper abierto al público para todos los que quieran entrenar y que se unan al deporte porque es muy lindo.

A Argentina la veo bien posicionada. Hay una camada pequeña, que dentro de ellos está mi hermano, Francisco Giorgis, Bautista Ahumada, que tienen futuro. Son niños los cuales son muy buenos. Nos faltan mujeres en el equipo, eso si. Claramente, estos tres niños son grandes potenciales, han tenido fuertes reconocimientos a nivel mundial, latino.

  • ¿Qué dejaste en el camino para llegar a la selección?

Es bien duro la verdad el comprometerse al ser deportista porque uno no tiene la misma vida social. Creo que no es un sacrificio como tal porque al final un sacrificio es algo como que uno pierde, y uno lo hace porque quiere. Creo que eso es súper importante de recalcar que es la decisión de uno, pero después creo todo se compensa cuando uno está arriba y logra lo que quiere.

  • ¿Qué les podés decir a los chicos que vienen de abajo en el deporte?

Que sigan entrenando, que le den mucho, que les va a encantar. Que se sigan potenciando por, sobre todo, porque los sueños se cumplen. Cuando uno quiere algo lo puede lograr, puede seguir adelante hacia el final, lo más importante acá es la perseverancia que uno tenga hacia el final. Dejarlos invitadísimos a seguir entrenando, prosperando, que se unan más gente al deporte porque es un deporte muy rico en el cual uno se nutre mucho.

  • Por último, ¿cuáles son tus próximos objetivos?

La verdad ahora se acerca el latinoamericano (en Colombia) de esquí que tiene fecha para semana santa de este año, y luego también están los Juegos Odesur. Son dos torneos súper importantes, por sobre todo creo los Odesur. Creo que también hay que seguir entrenando, hay que darle para adelante. Y es difícil llevar la vida de un deportista porque los estudios también pesan. Personalmente estoy estudiando economía. Entonces las cosas si se vuelven cuesta arriba, porque tienes que estudiar, tienes que entrenar, convalidar los tiempos no es fácil pero poco a poco se puede.

De esta manera se presentaba en sociedad Terhi Gisler Englander. Nació en Chile pero de muy joven representa a Argentina. Vive en su país de origen, más precisamente en San Bernardo, entrena en Colina, distante a una hora de su residencia. Además, cursa los estudios de Ingeniería Comercial con mención en economía.

Entre enero y abril de 2018 figuró 15ta en el ranking mundial de la categoría juvenil. Participa de la categoría Open (la mayora adulta) desde los Juegos Suramericanos de Santiago 2014 donde finalizó 7ma en figuras y 8va en slalom, salto y overall. Entre algunos de sus logros deportivos de mayores se encuentran medalla de plata en Latinoamericano en Misiones en 2016 (Argentina) en salto; plata también en salto en Latino de República Dominicana 2016; 22da en overall en el mundial juvenil de Santiago 2017; fue plata en salto en los latinoamericanos de Medellín 2017 y Querétaro 2018; medalla de bronce en los Juegos Suramericanos 2018 en overall; fue 22da en overall y 18va en salto en el mundial juvenil de España 2018; cuarta en salto en panamericano juvenil de Chile; 2da, 4ta y 5ta en el latinoamericano de 2019 en Chile; y por último, en el mundial juvenil de Estados Unidos 2021, ocupó los puestos 22do y 21ro en salto y overall respectivamente.

Fotos: Gentileza Terhi Gisler

Invitame un café en cafecito.app

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Mirá también
Cerrar
Volver al botón superior