fbpx
HandballSlider

“Luego del torneo sentía una responsabilidad diferente”

Francisco Daudinot, medalla de bronce en Buenos Aires 2018, reflexionó sobre sus mejores goles, cómo fue vivir en ese momento con todos los ojos posicionados en el deportista y el cambio que debió realizar en sus redes sociales.
Por Romina Miranda

Ser exitoso o tener éxito es algo complicado. La popularidad que adquirió el beach handball en los Juegos Olímpicos de la Juventud 2018 en Buenos Aires fue arrolladora. Estadios llenos, con mucho público que se quedaba sin lugar. Fotos, videos, saludos, aumento de seguidores en las redes sociales, mensajes, son algunas de las cosas que tuvieron que vivir en el tiempo de competencia.

Francisco Daudinot fue uno de los integrantes de la Selección Argentina masculina que obtuvo la medalla de bronce.

“Luego de dos años de que se cumplieron de los Juegos Olímpicos creo que sacando de lado al público y la gente, también apartando lo que significó el beach handball, lo que mas me sorprendió fue la diversidad cultural con la que se vive dentro de la Villa Olímpica. Es increíble el choque cultural que podes encontrar y que a raíz de las diferencias de cultura se genere una unión de interés entre países”, expresa el oriundo de Chajarí, Entre Ríos, sobre el mejor recuerdo que tuvo en el torneo.

Entre los momentos más grabados en la mente siempre están los goles y Francisco eligió uno que es muy representativo del coraje y la garra del equipo albiceleste: “Tengo varios goles dentro de los Juegos para remarcar, uno de los tantos que tengo presente hoy en día es un gol jugando contra Portugal nada más ni nada menos, donde queda una pelota dividida tras un choque entre 3 jugadores que terminan en el suelo, mi instinto es agarrar la pelota y saltar por encima de los 3 para meter el gol. Me dejó una postal increíble”.

El éxito no solo es triunfar o ser victorioso sino que engloba otros aspectos que son del mismo calibre. Una foto, un saludo para un familiar, mensajes por las redes sociales de desconocidos, por nombrar algunas de las cosas que puede ocurrir. ¿Cómo afronta este fenómeno alguien tan chico? “En ese momento transitando los Juegos estaba en una nube con una mezcla de emociones. Ya nos habían preparado con cursos previos a los Juegos para lo que se vendría con el tema del éxito y que de repente salgas en todos los medios. Pero de ahí a que tengas que vivirlo es muy diferente. Los primeros días es chocante pero te vas acostumbrando rápido. Y luego del torneo sentía una responsabilidad diferente, ya no era un adolescente promedio en las redes, cualquier cosa que suba podría afectar a otras personas tanto bien como mal”.

Uno de los pilares para que el deportista se mantenga en su eje es el entrenador y principalmente la familia. En relación a esto, el entrerriano detalló: “La familia en el lado del apoyo es sumamente importante para un joven. Pensar que ni siquiera había terminado la secundaria cuando me interné a entrenar y era muy duro tener que hacer todo a la distancia. Tanto de amigos como familiares, también los entrenamientos constantemente te llevaban al límite físico y psicológico. Entonces tener un pilar como la familia detrás es muy importante”.

Con la pandemia en curso se decidió que se suspendan los próximos Juegos Olímpicos de la Juventud que se realizarían en el 2022 en Dakar. ¿Cúal es la importancia de este tipo de torneos para un adolescente? Sobre esta cuestión Daudinot explicó: “La verdad que los Juegos en mi carrera deportiva fue el mayor logro que tuve hasta el momento. Mi carrera con el handball arrancó en 2013 cuando conocí el deporte y lo empecé a practicar en el colegio. A partir de ese momento comencé a lograr cosas muy importantes en muy poco tiempo. Cuatro años después ya tenia una medalla mundial en mi repertorio y pensé que sería lo más alto, pero un año después conseguí un logro olímpico, que no solo me consagra en parte de mis objetivos, también que hizo conocer el deporte mundialmente y hoy en día esta en la lista de los deportes olímpicos”.

En relación a esta suspensión de los Juegos, Daudinot continuó: “Saber que a chicos que tienen la edad que yo tenia en ese momento, tan solo hace dos años, que se estaban preparando y que la ilusión estaba empezando a nacer dentro de ellos para jugar su propio juego olímpico, ahora no tengan la oportunidad de lograrlo, me duele mucho”.

“Vivir un juego olímpico para cualquier deportista es el mayor logro que pueda haber. Es tocar la cima del deporte, la élite mundial. Tener la ilusión de saber que lo podes lograr y que te la saquen de las manos deja un vacío por delante, te quita metas, energía y motivación”, cerró sobre la importancia de los Juegos Olímpicos de la Juventud para la nueva generación de deportistas.

Fotos: Peri Soler.

Romina Miranda

Licenciada en Ciencias de la Comunicación, Periodista y Docente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior